Comer en Segovia: San Antonio el Real

Paseando extramuros lejos del bullicio del casco histórico de Segovia, encontramos muy cerca de la bicentenaria plaza de toros, un remanso de belleza y paz: El convento de San Antonio el Real.

Claustro del convento de San Antonio el Real

Una joya escondida en Segovia, que dispone de la colección de artesonados mudéjares mejor conservada del panorama nacional.

El convento de San Antonio el Real, fundado por Enrique IV en 1455, no ha sufrido en su larga historia ninguna agresión externa, por lo que su transformación en Hotel y Restaurante sitúa a los clientes en un entorno autentico, sin apenas adulterar.

En su claustro y sólo para los meses de julio y agosto, han preparado una oferta gastronómica de primer orden, ideal para quien quiera sorprender a su pareja con una velada romántica e inolvidable.

La carta del Restaurante de San Antonio el Real, permite elegir varios menús predeterminados. Uno de ellos es el denominado “gastronómico” (36€), que nos ofrece los platos típicos segovianos, el llamado “San Antonio el Real” (28€), compuesto por varios primeros y segundos a elegir y por último, quizás el más interesante de todos, el de “Degustación”, que por 45€ no dejara a nadie indiferente y es el escogido en esta ocasión.

Al sentarse a la mesa se percibe el inmejorable entorno, que en una buena noche de verano, predispone al comensal para disfrutar de la compañía y la conversación .

Descripción del menú degustacion del restaurante de San Antonio el Real

Atún rojo con Langostinos crujientes y salsa de verduras

Atún rojo con Langostinos crujientes y salsa de verduras


Para comenzar un “Mi-Cuit de foei con puré de reineta”, que aunque sea un clásico, siempre deja un buen sabor de boca

A continuación unas “Tostas de queso de cabra con mermelada de tomate y aceite de cebollino”, que son una autentica delicia y conforman una combinación de texturas y sabores muy lograda.

Sigue el menú con un “Atún rojo con Langostinos crujientes y salsa de verduras”, jugoso y bien tratado, muy atractivo a la vista y al gusto.

El “Lomo de Buey a la parrilla”, perfectamente hecho al punto, aporta un interesante contraste con el plato de pescado.

Lomo de Buey a la parrilla

Lomo de Buey a la parrilla



Para finalizar una “Esfera de chocolate con crema de limón, Helado de nata y salsa tofe” con una agradable presencia.

Reseñar que los vinos escogidos, se integraron a la perfección con el menú, que también incluye café.

En resumen, el fantástico claustro del convento de San Antonio el Real, junto con una oferta gastronómica sobresaliente, conforman una apuesta segura a la hora de cenar en Segovia.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Send this to friend