Tempura de Parasoles

Los parasoles (lepiota gigante, Macrolepiota procepa) son un tipo de setas muy apreciadas por el paladar.

tempura-de-parasoles

Por fin podemos salir a los bosques y pinares de la zona de Valladolid y Segovia a buscar setas y no volver a casa con la cesta vacía.

Este fin de semana hemos podido disfrutar de un día “buscasetas”. No es que encontráramos muchas pero alguna se vino a nuestra cocina. Entre ellas algún níscalo y estos “esbeltos” parasoles.

El parasol es, como todas las setas, frágil de textura suave y delicada con un sabor a nuez o avellana. Está delicioso a la plancha con unas gotas de aceite de oliva virgen y unos granos de sal gorda, pero esta vez quise “complicarme” algo más en la cocina y los hice en tempura.

Ingredientes:

  • 12 Parasoles
  • 200 gr de harina
  • 1 Vaso de agua muy fría
  • 1 Yema de huevo
  • Sal
  • Aceite de oliva virgen

Elaboración:

  1. Batimos con un tenedor en un bol, el agua, la harina, la yema de huevo y la sal.
  2. Batimos con un tenedor hasta que nos quede una masa homogénea sin grumos. La mezcla no tiene que quedar ni muy espesa ni muy líquida.
  3. Dejamos reposar media hora en la nevera.
  4. Mientras limpiamos el sombrerete o parasol con un pincel y descartamos el tallo o pie.
  5. Ponemos abundante aceite de oliva a calentar en una sartén y después de sazonar las setas pasamos una por una por la tempura y las freímos.
  6. Cuando estén doradas, por ambos lados, sacamos a un plato con papel absorbente.

Son perfectas para degustarlas solas como aperitivo junto con una salsa Alioli o mayonesa o bien como acompañante de cualquier plato de pescado o carne.


También te puede gustar

Helvella o Pucheruelo

Con el fin del invierno, y la llegada del buen tiempo, son/somos muchos las personas que nos acer...