Las pizzas caseras son una delicia y más en verano. Para variar un poco la receta de la pizza “tradicional” hemos preparado una Pizza de remolacha, albaricoques y queso azul que ha sido que ha sido todo un acierto.

pizza de queso azul, remolacha, queso cabrales y albaricoques

Uno de los platos que más se consumen, posiblemente, en verano son las pizzas. Una elaboración recurrente, rápida y divertida que hace las delicias de todos.

Las pizzas caseras admiten todo tipo de ingredientes, dependiendo de lo que tengamos en la nevera podemos hacerlas de mil maneras. En esta ocasión hemos realizado nuestra pizza con ingredientes veraniegos como son la remolacha cocida y unos buenos albaricoques. El resultado no ha podido ser más vistoso y apetecible.

Ingredientes para hacer Pizza de remolacha, albaricoques y queso azul:

  • 1 Base de masa de pizza casera
  • Salsa de tomate casera para pizza
  • 1 Envase de queso fresco o “Queso Burgos”
  • 1 Remolacha cocida y en rodajas finas
  • 8 Albaricoques maduros
  • 100 gr. de Queso Cabrales
  • Albahaca fresca
  • Hojas de menta fresca
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Azúcar

pizza de remolacha, queso azul y albaricoques

Elaboración Pizza de remolacha, albaricoques y queso azul

  1. Preparamos la masa de pizza o bien podemos comprarla fresca o congelada. Aunque el resultado cambia significativamente (a peor).
  2. Estiramos la masa y colocamos sobre una bandeja de horno, previamente engrasada.
  3. Ponemos a calentar el horno a 200º.
  4. Cubrimos la masa con la salsa de tomate, rodajas de queso fresco y de remolacha.
  5. Lavamos, secamos y cortamos a la mitad los albaricoques. Deshuesamos y colocamos encima de la pizza. Aderezamos con una pizca de azúcar cada mitad (para que se caramelice).
  6. Esparcimos por encima el queso Cabrales de Central Lechera Asturiana, un queso azul intenso y auténtico con Denominación de Origen que nos encanta.
  7. Horneamos durante 25 minutos a 180º.
  8. Cuando esté a nuestro gusto, sacamos, esparcimos las hierbas aromáticas por encima y un hilo de aceite de oliva virgen extra.

Nota:

Como te habrás dado cuenta esta pizza no lleva más sal de la que hemos puesto en la masa. No está sazonada porque el queso Cabrales le da ese punto gusto de salazón al conjunto. Aunque si la notas algo “sosa”, siempre puedes sazonarla (al momento de servir) con sal en escamas.

2 Respuestas

  1. Azucena

    Hola!
    Me llamo Azucena , soy de Valencia y me encanta este Blog de cocina.
    Quisiera saber si me puedo inscribir para recibir y ver sus excelentes recetas.
    La verdad, es que me haría mucha ilusión .
    Un saludo

    Responder

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Send this to friend