La acerola: altísimo contenido en vitamina C

La acerola (Malpighia emarginata), semeruco o cereza de las Indias Occidentales es el fruto de un arbusto originario de América Central, del mismo nombre, que se cultiva hoy en día en diferentes climas, cuya principal cualidad es el altísimo contenido en vitamina C que posee.

Las Acerolas

Recuerdo que de pequeño, muchos días durante el otoño, mi padre me montaba en el Renault R-6 y nos íbamos al bosque a coger “frutos del otoño“: Níscalos, champiñones, etc.

Cuando tenía la cesta, más o menos llena, me llevaba a una zona donde había unos cuantos acerolos a recoger y comer acerola.

 La acerola es una baya o fruta muy parecida en forma a la manzana pero del tamaño de una cereza. De color exterior rojizo cuando la abrimos tiene un color amarillento y tres pepitas en su interior.

Además de poseer un olor dulzón y sabor agridulce característico, la acerola tiene una gran cantidad de propiedades para nuestra salud.

Propiedades de la acerola

Debido a la gran cantidad de vitamina C que tiene, la tercera fruta con mayor cantidad de ácido ascórbico tras el Camu-Camu y el Kakadu (la fruta comestible con más ácido ascórbico que se conoce), la acerola natural llega a tener entre 600 a 4.827 mg por cada 100 gr de pulpa, 20 o 30 veces más que una naranja.

Aunque la acerola también es rica en otro tipo de nutrientes como la vitamina B6, vitamina B1, vitamina A, flavonoides y minerales esenciales (hierro, calcio, fósforo, potasio, magnesio), indispensables para el organismo.

Acerola
La acerola, como cualquier otra fruta, se puede tomar fresca, en zumo, o bien en forma de mermelada, helados, compotas u otra preparación. Tanto si la tomas fresca como en zumo, debido a sus múltiples beneficios, es muy eficaz para disminuir los síntomas de cansancio, estrés, fatiga o el desgano que podemos acarrear algunos días, además, gracias a su alto contenido en vitamina C, refuerza nuestro sistema inmunológico ayudándolo a prevenir resfriados y gripes.

Por eso, además de los recuerdos que me traen a la memoria y lo buenas que están, nosotros ya tenemos acerolas en nuestra despensa.

 

También te puede gustar

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR