Rodrigo Roza Vigil, ganador en el Concurso de Pinchos de Valladolid.

Un guiso de langostino con pan de oro y ensalada de aromas, de La Taberna del Zurdo, de Oviedo (Asturias), ha ganado el primer premio del III Concurso Nacional del Pincho y de la Tapa Ciudad de Valladolid.

guiso de langostino con pan de oro y ensalada de aromas, de La Taberna del Zurdo

El cocinero asturiano, de 39 años de edad, Rodrigo Roza Vigil, de “La Taberna del Zurdo” en Oviedo, ha sido el ganador absoluto en el III Concurso Nacional de Pinchos Ciudad de Valladolid.

Su pincho “El guiso de langostinos con pan de oro y ensalada de aromas”, le hizo ganador de 6.000€ de premio en metálico ya que fue el mejor de las 80 pequeñas maravillas gastronómicas que se presentaron al concurso. El jurado destacó que se trata de una tapa «con una gran base tradicional lleno de sabores y aromas que ha conseguido un resultado de una cocina muy actual con la cuchara».

Los ciudadanos a pie tenemos hasta el próximo domingo 21 de octubre para poder probar el mejor pincho de España en la Taberna del Hidalgo en la capital castellano leonesa.

Rodrigo ya tiene experiencia en esto de ganar concursos de pinchos ya que ha sido ganador en las dos ultimas ediciones  del concurso de Pinchos y Tapas de Oviedo, aunque como bien dice el, en esta ocasión se hace mucha más sabroso ya que había una mayor competitividad.



El segundo premio de 3.000€ recayó en el cocinero del establecimiento “El Puerto” de Pozuelo de Alarcón, Carlos Valentí, por su “Pollo de corral con aromas de campo”. Un pincho de gran modernidad lleno de aromas de tierra temporales que nos recuerdan a la estación otoñal, según el jurado. Este pincho esta en la barra del restaurante El Escudo por si queréis acercaros a degustarlo.

El tercer galardón con 1.500€ de premio fue para Jorge García Fernández, del Mesón de Alberto de Lugo, por la tapa ‘hamburguesa de pulpo, pan de marisco, patatas falsas y ketchup de Galicia’. Es este caso, el jurado afirmó que este pincho que «conjuga la actualidad con la tradición». La tapa también se encuentra en el establecimiento vallisoletano El Escudo.

El jurado decidió además entregar tres accésit al pincho más tradicional; que se llevó Carmen Sapena Quevedo de la Casona de Argual, de Los Llanos de Aridane (La Palma Canarias); al más vanguardista, que fue para Miguel Espinosa del Café Rioja de Calahorra (La Rioja); y a la diversión y fantasía, que obtuvo Juan Antonio Díez Angulo, del restaurante Melly, de Somo (Cantabria).

Estas tres tapas se pueden saborear en el restaurante Monte Corona, en la Taberna Pradera y en La Flor que me Encontré.

A todos los premiados enhorabuena.

Vía: El día de Valladolid

4 Respuestas

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Send this to friend